Jessica Cruz: «Con Leo Rey aprendo todos los días»

Jessica Cruz: «Con Leo Rey aprendo todos los días»

Contá con nosotros: la codirectora de Jessicaleo eligió a su socio para contar su historia de amistad. «Empezamos muy de abajo y hoy crecimos también gracias a esa actitud que él tiene ante la vida», nos dijo. Leela y contá con nosotros, en el espacio de los comentarios, la historia de ese ser entrañable que te ha brindado la peluquería.

Hay un momento en que una amistad nace. Tal vez sea una charla profunda, de esas que te hacen verdaderamente conocer a una persona o también puede ser un gesto de confianza, un jugarse por el otro. Algo así me sucedió con Leo hace ya casi 20 años.

Con él veníamos trabajando juntos en los salones de Roberto Giordano. Ambos nos admirábamos como profesionales. Por ese entonces yo atendía en Buenos Aires a María Teresa, una señora que era la esposa de un distinguido político paraguayo. Ella siempre requería mis servicios de colorista ya que le trabajaba un color personalizado que se adaptaba perfectamente a su fisonomía.

Un día, viene María Teresa con dos noticias: una buena y otra «mala». La mala era que no iba a poder venir más a atenderse al salón. Y la buena era que la razón por la cual no iba a venir mas es que su marido iba a ser candidato a presidente de la Nación en su país.

Pese a la «mala» noticia, la buena era para celebrarla. Y más aún cuando su esposo resultó electo Presidente lo que la convirtió a ella en primera dama del Paraguay.

Claro que ese gran acontecimiento acentuó un problema que María Teresa comenzó a tener ni bien se fue de Buenos Aires: modestia aparte, no consiguió en su país a ningún colorista que logre las tonalidades que yo le venía haciendo en su cabello. Así que, sin dudarlo, me mandó a llamar y me pidió que llevara conmigo a un peinador.

Aquí es donde entra en esta historia Leo. Porque a la hora de elegir no sólo a un profesional sino también a una persona que comparta conmigo lo que fue esta verdadera aventura, lo elegí a él. Así viajamos juntos en un avión privado con toda la seguridad y el trato de visitantes de honor a esa tierra tan hermosa.

Pero cuando terminó nuestro trabajo en Paraguay comenzó también lo que hoy es Jessicaleo: una marca de peluquería que es nuestro mayor orgullo ya que es el producto de la unión de dos profesionales que comenzó muy de a poquito, en un departamento y que ahora cuenta con tres salones, uno de ellos en Pinamar y que está abierto todo el año.

Pero más allá del éxito comercial, me llena de orgullo que todos estos logros lo hicimos compartiendo una amistad que, sin ninguna duda, lo será para toda la vida…

Hoy, gracias a esta oportunidad que me da SalonXP te puedo volver a agradecer Leo por todos estos años de trabajo conjunto pero, sobre todo, por esa personalidad y esa actitud ante la vida de la cual aprendí y aprendo todos los dias desde hace ya casi veinte años.

__________________________________________

Lee también las historias de:

Germán Burgués: «Mi amistad con Leo Rocco me potencia»
Raffael Bertín: “Ulises Stegmayer es un amigo con todas las letras”
Josep Piñero Bel: “Lluis Llongueras, un amigo completo”


Martín de Brito

Director de SalonXP

4792-9797

 

 

Este post tiene 0 Comentarios

Deja un Comentario